AlemaniaTour Hamelín (Hameln) - información turística para el viaje a Alemania ayuda en la planificación de un recorrido.
Información turística de la ciudad de Hamelín (Hameln)
Hamelín - calle Osterstrasse
Monjes de la abadía de Fulda fundaron en el siglo IX muy cerca del pueblo Hamala a orillas del río Weser el convento de canónigos St. Bonifazius. Hamelín era miembro de la Liga Hanse y experimentó un tiempo de prosperidad en el siglo XVI.
Hamelín - Bürgerhaus

Muchas casas de la ciudad son estilo arquitectónico conocido como Renacimiento del Weser. La Hochzeitshaus (Casa de Bodas) edificada entre 1610 y 1617 con un carillón, y la Demptersche Haus en la plaza enfrente de la iglesia Marktkirche Sankt Nicolai son dos bellos ejemplos de este estilo.

También la casa Bürgerhaus en la calle Kupferschmiedestraße, construida cerca de 1560 en entramados de madera.

La casa Rattenfängerhaus de 1603, en la calle Osterstrasse, una más entre otros edificios de gran belleza, rememora la famosa leyenda El flautista de Hamelín, cuyo núcleo histórico no puede ser confirmado de modo definitivo. Todos los domingos entre los meses de junio y octubre se ofrecen frente a la Hochzeitshaus una representación al aire libre que narra esta fábula.Hamelín - Iglesia Sankt Nicolai

La leyenda del Flautista de Hamelín
En el año 1284 se presento en Hamelín un hombre extraño. Llevaba un vestido muy colorido y pretendía ser un cazador de ratas prometiendo que podría liberar la ciudad de todos los ratones y ratas si le remuneraban a cambio de ello. Los ciudadanos consintieron y el hombre raro sacó una flauta de su bolsillo y tocó una melodía.

Inmediatamente vinieron los ratones y ratas de todas las casas y se reunieron alrededor de él. Creyendo que ya no quedaba ningún animal en las casas, salió de la ciudad, se dirigió hacia el río Weser y entró en el agua. La multitudHamelín - el Flautista de Hamelín le siguió, se cayó en el rió y se ahogó. Los ciudadanos viéndose liberados de esta plaga se arrepintieron de la recompensa prometida y se la negaron al hombre. Aquel se fue guardando rencor contra la ciudad de Hamelín.

El 26 de junio, volvió a Hamelín disfrazado de cazador con mala pinta llevando un sombrero rojo y extraño. Hizo sonar otra vez la flauta en los callejones mientras que todo el mundo estaba reunido en la iglesia. Esta vez, no fueron los ratones y ratas que acudieron sino niños, chicos y chicas, de cuatro años y más. El flautista les condujo tocando por la puerta del este hacia un monte en le cual desapareció con ellos para siempre.

Sólo dos niños volvieron por haberse retardado; pero uno de ellos, siendo ciego, no podía mostrar el sitio, y el otro era mudo así que no podía contar nada. Un niño había vuelto para buscar su chaqueta y así se escapó del infortunio. Unos dicen que los niños han sido conducidos en una caverna y que han salido de allí en Transilvana. En todo, fueron 130 niños de Hamelín que perecieron.

Todos los datos en esta información turística para viaje a la ciudad de Hamelín (Hameln) están sujetos a cambio sin previo aviso.
© Alemania Tour & Touristik Service